Contra la implosión del sentido: palabra y espacio público

Bla_Bla_Bla

Ya hace bastante tiempo que decidí dejar de criticar a quienes nos gobiernan. Llegué a la conclusión de que la crítica y la pataleta se había convertido en un elemento esencial del mantenimiento del sistema. Cada día estoy más convencido de que el tiempo, la energía y la inteligencia empleadas en despotricar de los patanes del gobierno, de la UE, del FMI, etc… estarían mejor empleadas en otros menesteres.

Los sucesos de Estambul han servido de pretexto para alimentar cierto tipo de discurso que pretende ser alternativo pero que no acaba de liberarse de la dinámica que impone el sistema vigente. Si la tomamos con Erdogan, con Rajoy o Merkel, en realidad estamos preparando la plataforma para sus sucesores. He leído poco sobre lo de Turquía porque he agarrado al vuelo a una idea expresada por un ciudadano anónimo: lo que buscamos es dignidad y libertad de expresión. La importancia que reviste para mí está opinión es que pone el énfasis de la reivindicación en aspectos esenciales e intangibles de la libertad política. Creo que ahí reside una lección esencial del Parque Gezi.

Las reflexiones de estos días nos han llevado a organizar una tertulia sobre libertad de expresión y de palabra en el marco del Programa “Ciudad Política” de Fentciutat.

La tertulia proponía un doble enfoque, más allá del estrictamente jurídico:

a) antropológico: que tiene presente el vínculo primordial entre facultad del habla y naturaleza política de los seres humanos;

b) político: relativo a eficacia política de la libertad de expresión.

Tras discutir toda una serie de cuestiones planteadas en el guión intentando referirnos en todo momento a la situación española, llegamos a la conclusión de que el principal obstáculo a la libertad de expresión o, mejor dicho, lo que garantiza su ineficacia es lo que denominamos la implosión del sentido. Esta implosión del sentido se traduce, por un lado, en un alejamiento o distorsión de la realidad y, por otro, en la dificultad para generar proyectos críticos alternativos. Lo que se ve atacado y debilitado no es la exteriorización de las ideas y las opiniones sino la fase previa de formación de formación del juicio y la fase posterior de articulación pública de las opiniones plurales porque la implosión del sentido conlleva algo así como la desaparición del medio o de la estructura simbólica que hace del habla y del entendimiento una experiencia compartida.

cabeza

¿A qué se debe la implosión del sentido? Son muchas las causas que concurren. Durante el debate se mencionaron la manipulación, la propaganda, la publicidad, el marketing, las políticas de corrección política, la autocensura, la desinformación, el secuestro del significado y del sentido, la opacidad del gobierno y de los grandes intereses económico-financieros, la creación de jergas que ocultan el significado de lo que ocurre, etc… Se trata de estrategias más o menos conscientes utilizadas intencionalmente por los gobernantes en sentido amplio, es decir, los políticos profesionales más los representantes de los intereses económico-financieros para mantenernos en la inopia.

Esta perspectiva se complementa con los análisis sobre la sociedad de masas de Hannah Arendt y por Karl Polanyi –ver Arendt y Polanyi: la prioridad de la política frente a la invasión de lo económico. Desde esta perspectiva, la desolación del individuo-masa forma parte también del proceso de vaciamiento de sentido y de alejamiento de la realidad, al tiempo que constituye un obstáculo para la superación de la situación de alienación. En este caso, no se puede hablar propiamente de responsables de la destrucción del sentido –aunque siempre hay beneficiarios- ya que el individualismo y la disgregación social y política son, fundamentalmente, el resultado de la dinámica anónima que impone el mecanismo de mercado. En todo caso, lo que se pone de manifiesto es que la libertad de palabra pierde eficacia e, incluso, contribuye a aumentar la confusión general cuando la capacidad de pensar se ve comprometida por los fenómenos y rasgos característicos de la sociedad de masas –una caracterización relativamente antigua- y por las técnicas y medios utilizados en el sondeo de opiniones, gustos, preferencia, necesidades; en el ámbito de la comunicación; en el ámbito del diseño de las políticas públicas, campañas de marketing, etc.; el manejo de datos masivo; el entretenimiento, etc… puestas al servicio del de gobierno –en sentido amplio.

El hecho de haber encauzado la discusión por el terreno de la ‘antropolítica’, evitando el terreno jurídico y el enfoque individualista, ha resultado muy fructífero ya que es un buen modo de escapar de la trampa que impone el sistema de poder, que viene a resumirse en la siguiente frase: “sois libres para hablar y para votar, luego sois culpables de lo que os pase”. Si evaluamos nuestra incapacidad para cambiar las cosas en función del planteamiento del sistema sólo podemos llegar a la conclusión de que somos ineptos y que, efectivamente, tenemos lo que nos merecemos. La libertad de palabra como derecho individual no tiene gran recorrido y menos valor político. Es, justamente, la visión del habla como el principal procomún lo que conecta claramente el uso de palabra y el uso espacio público como dos elementos inescindibles de la reconstitución del sentido.

Desde esta perspectiva, la palabra y el estar juntos adquieren un sentido político radical. Los instrumentos, los medios, las estrategias y las tácticas para recuperar el espacio público, que es donde la palabra adquiere relevancia política, deberán estar enfocados a la reconstitución de la esfera del sentido y del mundo común y sentar las bases para saber de qué hablamos, dónde estamos y adónde queremos llegar.

José Luis Martínez Llopis

fentciutat

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s